15 de enero de 2018

Admiro a la mujer, pero ojo...

Admiro a la mujer. Me parece de lo más bello de la creación de Dios. Sin embargo, al igual que ser hombre no equivale a ser machista, no todas las mujeres son buenas. Hoy se habla mucho de la violencia machista o de género. Se pone a la mujer como víctima y se pone al hombre como atacante. Ciertamente hay mujeres que padecen malos tratos por parte de hombres y algunos de esos casos terminan muy mal. Sin embargo, poco se habla de la violencia de la mujer. Como si no existiera. Pero existe también. Porque miren, la violencia y la maldad no es exclusiva del varón, sino que el ser humano sea del sexo que sea es capaz de ejercer maldad contra su prójimo. El hombre creo que hoy está incluso siendo discriminado por ser hombre en ciertos casos. Si una mujer dice que sufre de malos tratos, y lo dice luego un hombre, ¿a quién creemos?
Hay mujeres muy arpías que son capaces de trastornar a un hombre, sin embargo el hombre tiene las de perder en una sociedad ya de por si, perturbada y adulterada.
Sólo hay que echar un vistazo al capítulo de una telenovela, para darse cuenta del mal que también puede llegar a hacer una mujer, sin embargo, el hombre irá en desventaja. Si algo ocurre, será siempre culpa del hombre, la mujer saldrá absuelta o será declarada inocente sin escuchar a la otra parte, en este caso el hombre.
Publicar un comentario

¿Quieres ganar visitas en tu sitio web?

¿Quieres ganar visitas en tu sitio web?
Ahora puedes