2 de mayo de 2014

ORACIONES DEL SANTO ROSARIO

Hoy les propongo recordar cuales son las oraciones que tradicionalmente se recitan cuando se reza el Santo Rosario. Se suele empezar como siempre en la oración cristiana, con la señal de la cruz con la que nos ponemos en la presencia de Dios en el cual creemos.

SEÑAL DE LA CRUZ
+Por la señal de la Santa Cruz, de nuestros enemigos líbranos Señor, Dios nuestro. +En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

Se puede recitar a continuación el CREDO o Símbolo de los Apóstoles con el cual confesamos nuestra fe católica. Debo decir que en los últimos diez años de mi vida, en casi todos los rosarios en la Iglesia en los que he estado presente, el credo no se dice.

SÍMBOLO DE LOS APÓSTOLESCreo en Dios, Padre todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra. Creo en Jesucristo, su único Hijo, nuestro Señor, que fue concebido por obra y gracia del Espíritu Santo, nació de Santa María Virgen, padeció bajo el poder de Poncio Pilato, fue crucificado, muerto y sepultado, descendió a los infiernos, al tercer día resucitó de entre los muertos, subió a los cielos y está sentado a la derecha de Dios, Padre todopoderoso. Desde allí ha de venir a juzgar a vivos y muertos. Creo en el Espíritu Santo, la santa Iglesia católica, la comunión de los santos, el perdón de los pecados, la resurrección de la carne y la vida eterna. Amén.

El acto de contricción es una formula por la cual nos reconocemos ante todo, pecadores, reconocemos la divinidad de Jesucristo, nuestro único Señor y Salvador, reconocemos su misericordia, decimos al Señor que le amamos y nos manifestamos verdaderamente dolidos de haber pecado y se reconoce que el pecado mortal aparta eternamente al alma de Dios (después de la muerte el infierno). El infierno es un castigo eterno para el pecador no arrepentido, pero no tengo demasiado claro que sea correcto atribuir el castigo a Dios, si miras a Jesucristo crucificado por nuestros pecados, el vino a salvar, no a castigar. Finalmente el que haya pecado gravemente y reza esta oración, se compromete a acudir al Sacramento de la confesión de los pecados, y a cumplir la penitencia que le imponga el sacerdote, que normalmente suelen ser oraciones, pero que también pueden ser otras cosas.

ACTO DE CONTRICIÓNSeñor mío Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, Creador, Padre y Redentor mío; por ser vos quien sois, bondad infinita, y porque os amo sobre todas las cosas, me pesa de todo corazón haberos ofendido; también me pesa porque podéis castigarme con las penas del infierno. Ayudado de vuestra divina gracia, propongo firmemente nunca más pecar, confesarme y cumplir la penitencia que me fuere impuesta. Amén.

La oración que Cristo nos enseñó, se ora al principio de cada misterio del Rosario.

PADRENUESTROPadre nuestro, que estás en el cielo, santificado sea tu Nombre; venga a nosotros tu reino; hágase tu voluntad, en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día; perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden; no nos dejes caer en la tentación y líbranos del mal. Amén.

La oración del Avemaría se recita diez veces con cada misterio. Decir Avemarías de forma mecánica no sirve, y dudo que agrade en el cielo. Lo importante es mentalmente ir contemplando el misterio y dejarte llevar por el Espíritu que te introduce en la oración, evitando a ser posible las distracciones durante el rato de oración.

AVEMARÍADios te salve, María; llena eres de gracia; el Señor es contigo; bendita Tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

El Gloria se dice al final de cada misterio. Gloria a la Santísima Trinidad.

GLORIAGloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
Como era en el principio, ahora y siempre, y por los siglos de los siglos. Amén.

La jaculatoria se puede usar al final de cada misterio. Yo recomiendo que esta se haga con sentido. Sacando del corazón realmente lo que se dice, y no sólo de la boca a modo de papagayo que remite mecánicamente, para un mayor aprovechamiento.

JACULATORIASPuede usarse una de estas dos:
1.María, Madre de gracia, Madre de misericordia, defiéndenos de nuestros enemigos y ampáranos ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.
2.Oh Jesús, perdónanos nuestros pecados, sálvanos del fuego del infierno y guía todas las almas al Cielo, especialmente aquellas que necesitan más de tu misericordia. (Oración de Fátima).
MISTERIOS GOZOSOS (lunes y sábado)
1. La Encarnación del Hijo de Dios.
2. La Visitación de Nuestra Señora a Santa Isabel.
3. El Nacimiento del Hijo de Dios.
4. La Purificación de la Virgen Santísima.
5. La Pérdida del Niño Jesús y su hallazgo en el templo. 
MISTERIOS DOLOROSOS (martes y viernes)
1. La Oración de Nuestro Señor en el Huerto.
2. La Flagelación del Señor.
3. La Coronación de espinas.
4. El Camino del Monte Calvario.
5. La Crucifixión y Muerte de Nuestro Señor. 
MISTERIOS GLORIOSOS (miércoles y domingo)
1. La Resurrección del Señor.
2. La Ascensión del Señor.
3. La Venida del Espíritu Santo.
4. La Asunción de Nuestra Señora a los Cielos.
5. La Coronación de la Santísima Virgen. 
MISTERIOS LUMINOSOS (jueves)
1. El Bautismo de Jesús en el Jordán.
2. La Autorrevelación de Jesús en las bodas de Caná.
3. El anuncio del Reino de Dios invitando a la conversión.
4. La Transfiguración.
5. La institución de la Eucaristía. 

http://www.jesus-pandevida.net/oracion/santorosario/index.html
Publicar un comentario