1 de marzo de 2014

CONFESION DE UN TRINITARIO EN LA CARCEL


Recibido del padre Angel García, desde Perú.

Queridos hermanos y amigos:
             Vengo del penal de Ancón II, y como siempre es toda una odisea llegar hasta allá tras más de una hora y media de viaje en medio de un trafico infernal y un calor insoportable  bajo ese asfixiante sol y arena en el que está metido el penal. Impregnado de crema solar para no coger el cáncer de piel que están anunciando por todos los medios. Me unjo de crema desde los pies, brazos, cara, nariz y orejas y con la cara más roja que un tomate y un sombrero para defendernos del sol limeño, entramos en el penal. En esta ocasión llevo varios encargos para los extranjeros: medicinas para nuestro paisano de Almodovar del Campo y 30 euros que le ha enviado su  hermano desde Alicante; también llevo el dinero para el pago de su libertad o mejor dicho "reparación civil" de una presa española, y otro dinero enviado por su familia para otra extranjera, la receta que me entrega Enar para conseguir su medicina, el encargo a la hermana Paz Josefina para que le envie a otra extranjera su medicina.  Luego  dos internas bolivianas de Santa Cruz, me esperan en la reja para darme cartas y encargos para su familia, pues el sábado viajamos a Bolivia para la reunión de la Asamblea de los trinitarios latinoamericanos. Y aprovecharemos para visitar a su familia.  Y en el camino tuve que pararme para escuchar los problemas, angustias y tristezas de otros dos internos y tres internas que te pedían consejo y la bendición del padrecito.... Y en el modulo de menores, tuve que coordinar con el director y trabajadores sociales la evangelización y atención a estos menores que son los más peligrosos del país....Aquí está el famoso GRINGACHO, que se fugó el año pasado y tiene varios crímenes a sus espaldas...                                              
             Voy al taller a saludar a las mujeres, y ahí están cientos de mujeres cosiendo, tejiendo, peinando, haciendo carteras, zapatos, etc..Me saludan, sonríen, se alegran de mi presencia y visita....Y la pregunta de todas: "Padre, ¿cuándo vamos a tener misa?..". Y corriendo y visitando a otros pabellones, a los extranjeros, a los jóvenes menores, la pregunta era la misma: ¿Padre cuando vamos a tener misa?....Y tristemente les dije que hoy no podía pues tenía que hacer muchos asuntos en la cárcel y les respondí: "Tengo que viajar a Bolivia por ocho días y  la semana próxima, la hermana Adriana, una religiosa franciscana les hará la celebración de la Palabra"... 
             Y os confieso que me sentí mal y muy triste porque no podía estar solo en la cárcel como sacerdote haciendo de todo lo que te exigen: papeles, autorizaciones para ingresar medicinas, dinero, coordinar con el director, y además misas y confesiones que te piden los presos. Pues son 1.200 hombres, 500 mujeres, y 50 menores...Y yo me preguntaba: "¿Es que los hombres y mujeres encarcelados no tienen el mismo derecho para la Iglesia de ser atendidos espiritualmente  en la celebración de la Eucaristía como lo hacen diariamente en las parroquias y conventos de monjas de clausura?...¿Dónde está hoy la Iglesia? ¿Dónde estamos los sacerdotes?...y ¿Dónde estamos los Trinitarios?....
            Y he de confesar que sin el apoyo de los laicos agentes pastorales y los dos sacerdotes de la Diócesis de Carabayllo, junto con la hermana Meche,  esta labor de Iglesia sería imposible...Pero HACEN FALTA SACERDOTES QUE SE ACERQUEN A LAS CARCELES, QUE TENGAN GANAS DE PERDER SU TIEMPO Y SU DIGNIDAD DE SACERDOTE ESCUCHANDO EL DOLOR Y SUFRIMIENTO DE LOS ENCARCELADOS, SIN ESPERAR REDIMIR NI LIBERAR...SIMPLEMENTE ELLOS ESPERAN QUE ESTEMOS A SU LADO, QUE LES ESCUCHEMOS, QUE RECEMOS CON ELLOS, QUE CELEBREMOS LA EUCARISTIA, QUE LES ESCUCHEMOS EN LA CONFESIÓN Y SI NOS QUEDA TIEMPO Y PODEMOS, LES ECHEMOS UNA MANO EN SU CAMINO DE DIGNIDAD Y LIBERTAD...
            Bueno, hermanos y amigos, me parece que me he extendido hoy en mi confesión...Disculpadme, estos son los sentimientos de un manchego que quizás como aquel Quijote de la Mancha, es un poco soñador y quizás esté   luchando contra aquellos molinos que creía que eran gigantes..Pues no faltan esos buenos consejos que te llegan de gente  que te dicen: "Angel, no pierdas tu tiempo en la cárcel que tú tienes talento para hacer   otras cosas más importantes"....Pero con todo, creo que como nos dice el Papa Francisco a los Trinitarios: "Dios nos ha primereado a los Trinitarios para ir por delante hacía los pobres, cautivos y encarcelados". Es cuestión de opción humana, trinitaria y liberadora con los marginados y últimos de la sociedad.
            Pero también RECONOZCO que hay muchos amigos y compañeros que desde Madrid, Ciudad Real, Valdepeñas, Cordoba, Málaga, Buenos Aires, Santiago de Chile,  Croacía y otros lugares, que me escriben animándonos a los Trinitarios a esta maravillosa labor que hoy estamos realizando en la cárcel. Y precisamente hace unos días, la famosa comunicadora de la televisión peruana,  GISELA VALCARCEL, me escribía felicitando por los videos de San Juan Bautista de la Concepción,  rezando por mi y animándonos en esta labor de iglesia en prisión: "Angel, no terminas de sorprenderme, siempre trabajando, he visto el video en you tube, sobre Juan Bautista de La Concepción, que has hecho y digo…¿pero este hombre también produce?...Eres un éxito!!..El video es muy lindo, y está muy bien hecho. Realmente la gente entregada a Dios, tiene características de excelencia y lo puedo ver en ti.  Que Dios te bendiga amigo. ¡No paremos!.    Recibe todo mi cariño, mantén la seguridad en ti, de que Dios sigue trabajando cada día en nosotros y que aunque a veces te canses, El te renovará las fuerzas, pues imagino que estar de aquí para allá, pues es agotador físicamente, pero espiritualmente no tiene precio. Bueno amigo, Dios es contigo!!!., saludos, Gisela. (GISELA VALCARCEL, 18 de febrero, 2014)
           Y así tras llegar cansado y suduroso del penal, me senté a la computadora y con el material que tenía del Centro de Producciones Trinitarias y estos sentimientos vividos y compartidos con los presos, he sacado este breve video de apenas dos minutos titulado: TRINITARIOS EN LA CARCEL. Y que comparto con todos vosotros. Espero que os guste.
            Un abrazo y oraciones
                                                              Angel García.

                                     Capellán del penal Ancón II. Lima.Peru
Publicar un comentario