¿Quieres ganar visitas en tu sitio web?

¿Quieres ganar visitas en tu sitio web?
Ahora puedes

8 de octubre de 2011

PALABRAS DEL PAPA EN ALEMANIA - 2011

El Papa anima a la Iglesia a "despojarse" de su riqueza terrenal y su poder político.

Benedicto XVI se ha despedido de su tierra natal y ha animado a la Iglesia alemana a seguir "el camino de la fe". El Papa ha destacado que "donde Dios está presente, allí hay esperanza y allí se abren nuevas perspectivas".

Ha animado a la Iglesia alemana a continuar "con fuerza y confianza el camino de la fe para volver a las raíces".

El Papa ha recordado también el discurso pronunciado el jueves ante el Parlamento alemán durante el que expuso "algunas reflexiones sobre los fundamentos intelectuales del Estado" y ha destacado que el ecumenismo "ha sido uno de los puntos centrales del viaje" por sus encuentros con los ortodoxos, judíos y musulmanes celebrados durante estos días.

En particular, el Pontífice ha recordado la celebración ecuménica celebrada el viernes con los representantes de la comunidad evangélica de Alemania.

Y ha destacado su "alegría" de rezar "juntos" particularmente "en las zonas del país donde por decenios se ha intentado eliminar la religión de la vida de las gentes".

El Pontífice ha destacado que "donde Dios está presente, allí hay esperanza y allí se abren nuevas perspectivas" y ha instado a los cristianos a difundir "rayos de luz" en la sociedad "pluralista".




El Papa asegura que algunos agnósticos están más cerca de Dios que los cristianos tibios

Benedicto XVI ha asegurado que un agnóstico o una persona que sufre por los pecados de los cristianos están más cerca de Dios que los «fieles rutinarios, aquellos que sólo ven en la Iglesia el boato, sin que su corazón quede tocado por la fe»

El Santo Padre aprovechó la ocasión para pedir a la Iglesia en Alemania que permanezca unida a los sucesores de San Pedro y de los apóstoles.

“Los agnósticos que no encuentran paz por la cuestión de Dios y las personas que sufren a causa de nuestros pecados y tienen deseo de un corazón puro están más cercanos al Reino de Dios que los fieles rutinarios, que ya solamente ven en la Iglesia el boato, sin que su corazón quede tocado por la fe”, afirmó el papa advirtiendo a los fieles de la necesidad de volver a una fe renovada.

El Papa teólogo manifestó que no cuentan las palabras, sino las obras, los hechos de conversión y de fe y que hay que evitar que la religiosidad acabe en “rutina”.

“Queridos amigos, la renovación de la Iglesia sólo puede realizarse mediante la disponibilidad a la conversión y una fe renovada”, subrayó.

El Pontífice exhortó a los fieles a seguir a Dios con humildad y obediencia y a mantenerse fuertemente unidos a Cristo y señaló que la existencia cristiana es un compromiso humilde para con el prójimo y con el bien común.

La humildad -manifestó- es una virtud que hoy no goza de gran estima, pero los cristianos saben que esta virtud es “el aceite que hace fecundos los procesos de diálogo, fácil la colaboración y cordial la unidad”.

Pide a la Iglesia ser fiel al Sucesor de San Pedro.

Ante sus compatriotas, el Papa dijo que la Iglesia en Alemania superará los grandes desafíos actuales y seguirá siendo fermento en la sociedad si los sacerdotes, las personas consagradas y los laicos colaboran juntos; si las parroquias, las comunidades y los movimientos se apoyan mutuamente y si los bautizados y confirmados “tienen alta la antorcha de una fe inalterada”.

El Obispo de Roma se refirió también a la omnipotencia de Dios y dijo que hay teólogos que “frente a las cosas terribles” que suceden hoy en el mundo aseguran que Dios no lo es, “sin darse cuenta de que Él ejerce su poder de manera distinta a como suelen hacer los hombres”.

“Él mismo ha puesto un límite a su poder al reconocer la libertad de sus criaturas. Dios respeta nuestra libertad y no nos obliga”, aseguró.



El Papa critica exceso de estructura y poca fuerza espiritual de la Iglesia

El papa Benedicto XVI criticó a la Iglesia Católica en Alemania, muy bien organizada según él, pero poco inspirada.

VALENTÍA: Ante el poderoso Comité Central de los Católicos (ZDK), el Papa lanzó sus críticas más severas contra la Iglesia alemana.
“En Alemania, la Iglesia está organizada de forma excelente. Pero detrás de las estructuras, ¿se encuentra también la fuerza espiritual que le corresponde, la fuerza de la fe en un Dios vivo?”, se preguntó. “Sinceramente, debemos decir no obstante que hay un exceso de estructuras en comparación con el Espíritu”, añadió ante representantes laicos comprometidos en todos los sectores de la sociedad.
La Iglesia Católica en Alemania, muy potente gracias a sus estructuras y su red de ayuda social, se vio debilitada por el escándalo de los sacerdotes pedófilos en 2010. Está dividida entre sectores conservadores y progresistas, y le cuesta atraer a nuevos fieles en una sociedad secularizada.

“El perjuicio a la Iglesia no viene de sus adversarios, sino de cristianos desidiosos”, que no dan un buen ejemplo, dijo.


Benedicto XVI se reunió con dignatarios de las iglesias ortodoxas, y saludó sus esfuerzos para reconciliarse entre ellos.

La víspera, el Papa homenajeó a Martín Lutero en el claustro de Erfurt, donde el reformador se formó como sacerdote al comienzo del siglo XVI. La Iglesia Protestante saludó en ello un comienzo de “rehabilitación” .

La prensa alemana criticó no obstante la falta de avances concretos en el ecumenismo.
Publicar un comentario